Una veintena de familias y miembros del colectivo Stop Desahucios y el 15M 
de Valladolid ocuparon el pasado jueves las oficinas de Caja Laboral y Caja 
España en la Plaza de España en Valladolid "como medida de presión ante la 
pasividad de las entidades con la dramática situación en la que se encuentran". 
 
 
A las 10,30 horas, las familias afectadas y miembros del Grupo Stop Desahucios 
accedían al interior de las oficinas, desplegaron pancartas y comenzaron a 
informar con megáfonos a los trabajadores de las oficinas sobre cuáles eran 
sus intenciones: "Esta es una ocupación pacífica que no terminará hasta que 
los responsables de esta entidad se sienten a negociar con nosotros". 
 
 
La ocupación duró hasta las 21:30 y estuvo acompañada de dos concentraciones 
solidarias a las puertas de ambas entidades, y un corte de la calzada 
(reprimido por las fuerzas represivas del Estado) a media tarde ante la 
negativa de las entidades a negociar ninguna solución al condflicto. 
 
 
Al finalizar el encierro las familias que lo habían protagonizado, 
junto con lxs solidarixs que allí se encontraban salieron en una 
manifestación espontanea, que las fuerzas represivas trataron 
sin éxito de impedir, hasta la plaza de fuente dorada.



"No vamos a dejar de movilizarnos continuamente hasta que se busque 
una solución a todas estas familias, así como hasta que cesen 
los abusos bancarios", advierte Stop Desahucios
 
 
 
 

Valladolor no admite comentarios
La apariencia como forma de lucha es un cancer
El debate esta en la calle, la lucha cara a cara
Usandolo mal internet nos mata y encarcela.
Piensa, actua y rebelate
en las aceras esta el campo
de batalla.

si no nos vemos
valladolorenlacalle@gmail.com















ARCHIVO

Traduce-Translate-Μετάφραση

Contrainformacion internacional

"Las prisiones son una parte más de la esencia represiva de todo Estado, no hay que olvidar la parte que nos toca a lxs que aún seguimos en la calle.

No podemos ver las cárceles como algo ajeno a nuestras vidas, cuando desde temprana edad hemos sido condicionadxs a no romper las normas, a seguir una normalidad impuesta; el castigo siempre está presente para lxs que no quieren pasar por el aro.

En el trabajo, en la escuela... domesticando y creando piezas para la gran máquina, piezas que no se atrevan a cuestionar o que no tengan tiempo para hacerlo.

Hemos sido obligadxs a crecer en un medio hostil donde es dificíl desarrollar nuestros propios deseos.

La rebeldía brota de algunxs, otrxs simplemente se acomodan en la mierda, tapando sus frustraciones con lo que le dan quienes antes les despojaron de todo. O viendo sus problemas como algo aislado, único y personal.

Para lxs que no tragan o no se adaptan al gran engaño ahí tienen sus cárceles, reformatorios, psiquiatrícos ... creados por los que no quieren ver peligrar las bases de su falsa paz.

No podemos ignorar la lucha de lxs compañerxs presxs.

Su lucha es nuestra lucha."